Ser madre en estos tiempos y en este lugar

ser madre2Ser madre en estos tiempos

Ser madre en estos tiempos es una carrera de obstáculos donde continuamente la mujer va a verse cuestionada y donde parece que una acaba sintiéndose prisionera de unas directrices únicas que sino se siguen se deja mucho que desear como madre.

Relacionado con lo anterior voy a traer la experiencia de dos mujeres jóvenes y exitosas que tienen un perfil público y a las que se les ha “castigado” por cuestionar con sus comportamientos o comentarios dichas directrices.

Hace unos meses la periodista Samanta Villar señaló que desde que había tenido hijos había perdido calidad de vida.
“Tener hijos es perder calidad de vida”, decía,  “Yo no soy más feliz ahora de lo que era antes”.

Las críticas no se hicieron esperar (copio textualmente algunos de los comentarios vertidos en las redes sociales):

  • Para ser madre, hay que dejar de ser egoísta. El día que entiendas eso, serás feliz.
  • Cuando una niña mal criada, acostumbrada a ser el centro de todo, pierde el protagonismo suelen pasar estas cosas.
  • Tener hijos no es perder calidad de vida, es ganar vida en todos los sentidos, pero esa vida pasa a ser de ellos, para ellos y por ellos.
  • Inmadurez y falta de sensibilidad. Está mujer, Seguir leyendo…

Abuso sexual infantil, la herida más grande que se arrastra en la vida

Abuso Sexual infantil, ¿Por qué hace tanto daño?

abuso sexual

Mi hermano empezó a tocarme cuando yo tenía siete años y él once. Me amenazaba diciéndome que yo era mala, que mis padres no me iban a creer si yo se lo decía, que si les contaba que me hacía daño él me lo haría todavía más, que yo era asquerosa y que me lo merecía, que nadie nunca me iba a querer…. Yo iba al colegio como si nada y me centraba en los estudios. Nunca se lo dije a nadie porque me daba asco de mi misma. Me dolía el cuerpo, pero sobre todo tenía miedo a todo y me preguntaba si esto era algo habitual”.

Este es el testimonio de una mujer de treinta años, que tras haber tenido su primer hijo acudió a psicoterapia pidiendo ayuda porque sentía una gran ansiedad y muchos miedos de no ser capaz de cuidar a su bebé. Aparentemente esa era su necesidad, pero pronto tuvimos que empezar a tratar una herida más grande que llevaba arrastrando más de veinte años y que le había condicionado en toda su vida: el abuso sexual sufrido en su infancia.

El abuso sexual no es excepcional porque sucede mucho más frecuentemente de Seguir leyendo…

Los hijos de la pareja, ¿Pueden destruir la relación?

los hijos de la parejaLos hijos de la pareja, cuando uno tiene y el otro no

Los hijos de la pareja es un tema que está de actualidad ya que cada vez se establecen más parejas donde uno de los dos tiene hijos de anteriores relaciones. Después de estas fechas donde se comparten más momentos de encuentros familiares, y también de desencuentros, hay muchas parejas que se acaban posicionado en una encrucijada de sentimientos, dudas, crisis y malestar.
En las pasadas semanas dos personas que han solicitado comenzar psicoterapia han sido por este tema, pero en lugares opuestos. Una es una mujer cuya pareja tiene dos hijos y cuya convivencia con ellos  se le ha hecho insoportable, y el otro es un hombre cuya novia mantiene continuos conflictos con su hija de doce años. En su caso siente que su pareja no le apoya y solo le exige.

Las relaciones donde hay hijos de anteriores parejas implican comenzar esa relación sentimental no de cero, sino con una peculiaridad de esfuerzo y dedicación que muchas personas no están dispuestas a aceptar, tolerar o trabajar, aunque en un principio crean que sí. Son relaciones que requieren de un cuidado, claridad y mimo específico, porque sino es probable que se rompan.
Respecto a Seguir leyendo…

Regala tiempo, en Navidades es lo más valioso

tiempo1Regala tiempo

El tiempo, qué bien tan escaso.  Hace pocos días una mujer me señalaba que su tiempo lo pagaba, porque valía mucho y se daba cuenta de que frecuentemente carecía de él, para irse a comprar ropa, para tener un tiempo de deporte, pero incluso para disfrutar con sus hijos.

Ya por las calles de las ciudades se ve a la gente a un ritmo más acelerado, agobiante, casi sin aliento. Se acercan unos días de gran ajetreo y donde las personas van faltas de tiempo, comienzan las negociaciones sobre las visitas familiares y el tiempo dedicado en cada festivo a cada familia, un gran debate que acarrea en muchos casos tensiones y conflictos.

Hoy mismo en una familia me comentaban todo lo que estaban pensando en dar a su hijo por estas fechas, y sin embargo ante la pregunta al niño sobre qué sería lo que más le gustaría que pasara en estos días, el menor con una sonrisa que le llenaba gran parte del rostro decía que pasar más tiempo juntos y tranquilos ya que explicaba que los padres discuten, se gritan, y él frecuentemente les tiene que pedir que paren. No está mal para un niño de siete años esa responsabilidad, demasiada.
Pero Seguir leyendo…

Aquí y ahora, sin huir de nuestra conciencia

aqui-y-ahoraAquí y ahora desde la psicoterapia

Aquí y ahora tendría que ser gran parte de nuestro estado vital, de nuestra forma de posicionarnos ante la vida y de un estado mental permanente que por supuesto revertiría en el plano psicológico.

Aquí y ahora puede ser la mera conjugación de dos palabras que aparentemente no tienen nada que ver. Una representa la situación en la que la persona se encuentra que es ésta, y no otra. El ahora muestra el momento específico en el que vive. 

Estar en el aquí y ahora puede parecer algo sencillo, pero nada más lejos de la realidad. Hay en culturas y sociedades donde desde la más tierna infancia se fomenta el vivir el momento, saborearlo, también porque en muchas de ellas las personas viven en un nivel de incertidumbre tal que no saben lo que les deparará el día siguiente, pero la presión externa e interna es entonces baja.
Aquí y ahora es centrarte en este momento y en este lugar, es vivir el presente sin adelantarse o retrasarse a otro momento que o bien todavía no ha venido, o bien ya pasó.
Solemos escapar, sin darnos cuenta del aquí y ahora, también hemos sido educados para eso. Vivimos en una cultura que huye del aquí y ahora Seguir leyendo…

Traumas, es posible recuperarse

traumasTraumas, ser marioneta de mi dolor

Los traumas son recuerdos dramáticos y dolorosos que se quedan instalados en la mente de la persona y se mantienen en el tiempo.
Traumas no son cualquier memoria dolorosa, sino es un recuerdo que en su momento generó una respuesta en el sistema nervioso simpático de, por ejemplo, estrés, dolor, angustia, situación de peligro e impotencia, etc, y que no se tuvo la oportunidad de reparar.
El tamaño e intensidad de los traumas lo determina no sólo la situación que sucedió, sino la forma en que se ha enfocado, acompañado o reparado ese dolor. Por ejemplo, hay una persona que presenció la muerte de su hermano por un atentado terrorista. Tras ese hecho traumático en su familia se habló y se trató de no ocultar lo sucedido, tratando de mantener la estabilidad familiar, unión y dando calma. La intensidad del trauma de esta persona era menor que si en su entorno se hubiese ocultado, si todo hubiese cambiado, si cada uno se hubiese enfrascado en su dolor, etc.
Hay traumas que están más o menos presentes en la vida y se muestran en momentos puntuales y específicos, como es el pánico a los aviones, a los ascensores por haberse Seguir leyendo…

Disciplina, si quieres algo, esa es la manera de conseguirlo

disciplinaDisciplina, si quieres algo, comprométete

La disciplina se aprende. Desde muy pequeños nos enseñan o no a tener disciplina. Ves a niños acudiendo a natación, a música, a gimnasia, a aprender un idioma y eso en ellos se puede generar un aprendizaje de esfuerzo, de voluntad de querer lograr algo y conseguirlo
De la sociedad de hace años donde la disciplina era entendida y a veces rozaba el autoritarismo y hasta la violencia, hemos llegado a un tiempo donde frecuentemente la disciplina ha sido arrinconada y vista como algo negativo u odiado; hay tanto donde elegir que no nos centramos.
Confundir disciplina con castigo o maltrato es una equivocación. Es cierto que si pensamos en la disciplina en los colegios de hace años nos vienen imágenes de profesores dando con una vara a los niños, o manteniéndolos de rodillas durante horas. La disciplina de hace años en los hogares suponía a chavales estudiando continuamente, responsabilizándose de tareas domésticas o ayudando a sus padres, etc. Ahora frecuentemente es todo lo contrario; chavales que no hacen sus tareas, que no ayudan en casa y ,que se pasan horas  con la consola
Pero la disciplina en su justa medida no es negativa, sino todo lo contrario. Cuando hablamos de justa medida Seguir leyendo…

Sin miedo a la tristeza

Sin miedo a la tristeza

tristeza4

“No puedes estar con tristeza”,  “No te permitimos llorar”. “Tienes que estar alegre y con pensamientos positivos”. Esto es un resumen de lo que hace unos días me contaba una mujer que se había separado recientemente. A su alrededor prácticamente todo el mundo le presionaba para que viese lo bueno que tenía, para que no sufriese, que hiciese muchas actividades y que se dejase de sentimientos de tristeza. Así que ella ya no sólo acababa sintiéndose mal por la separación de su pareja, sino también por sentir tristeza. Doble presión que acababa sufriendo.

Como ese ejemplo muchos; un hombre que tienen ingresado a su padre a punto de morir, una mujer que le han diagnosticado de cáncer, una pérdida de empleo de un trabajador de mediana edad, o incluso una vuelta de las vacaciones. Son situaciones que generan y tienen que generar tristeza porque estamos perdiendo algo valioso para nosotros, aunque por supuesto no con la misma gravedad, y eso duele.

Es entonces donde puede aparecer la tristeza como una respuesta adaptativa, aunque por desgracia muchas veces se considera que es una emoción negativa, simplemente desde la perspectiva de que cuando uno está triste lo pasa mal. 

Eso es una equivocación. No hay emociones negativas ya que todas responden a una forma de readaptarnos a Seguir leyendo…

Mi padre tiene Facebook y yo no

facebookMi padre tiene Facebook

¿Pondrías en tu Facebook todas tus fotos o actividades si supieses que tu madre o padre lo ve? Con ese planteamiento hay muchos adolescentes o mayores que deciden no tener Facebook porque sus padres también lo tienen y pueden observar y enterarse de todo lo que hacen.
Y es que no es ninguna tontería, aunque pueda parecerlo. El gusto, y hasta “enganche” que hay  a las redes sociales es muy generalizado y abarca distintas edades. Facebook, como la mayor parte de las redes sociales, cuenta una parte de la vida de las personas; lo que quieren mostrar. a mundo Hay perfiles de personas que cuelgan a través de fotos, comentarios, artículos sus momentos placenteros de viajes, movimientos políticos,  implicaciones sociales, gustos,de estar rodeado siempre de gente, amistades, etc. Otros a través de Facebook mantienen el contacto con familiares y amigos, lo que es de gran ayuda, pero por supuesto Facebook no refleja la vida de la persona.

Si alguien necesita sentirse “parte de” ese es un adolescente. Los adolescentes han crecido con internet y les gustan las redes sociales. Ahí pueden colgar sus vídeos haciendo versiones, imitar a sus cantantes favoritos o bailes , las fotos, sus opiniones, chistes, etc. El hecho Seguir leyendo…

Mi hijo es homosexual y eso me preocupa

hijo es homosexual2

“Mi hijo es homosexual y estoy muy preocupada porque creo que no va a ser aceptado por el resto de los chicos y chicas de su clase. Se van a burlar de él y me da mucho miedo cómo eso le puede afectar”. Esta fue una llamada que recibimos en la consulta hace unos meses. Una madre recomendó a otra que si estaba tan preocupada porque su hijo es homosexual que pidiese asesoramiento psicológico.

El hecho es que en la llamada la angustiada madre verbalizaba que su hijo de catorce años le había dicho a ella y a su marido que era homosexual, y que ellos se habían llevado un gran disgusto. Le habían estado haciendo preguntas desde hacía tiempo de si le gustaba alguna chica, de si en la clase alguien le llamaba la atención, pero el chico no decía nada, hasta que un día hablando del verano y de los posibles planes que hacer en un campamento el chico les dijo que era homosexual.

Cuando solicitaron asesoramiento psicológico los padres señalaban al hijo como la fuente del malestar que estaban viviendo, y por ello planteaban que acudiese a psicoterapeuta. Nada que ver, el trabajo que hemos hecho en consulta se ha Seguir leyendo…